Mi felicitación navideña a latinoamericanos y españoles llega, como no, en la manera de un video, un cuento de navidad muy australiano: